Cuenta de valores: ¿qué es, cómo funciona y por qué te interesa?Tiempo de lectura 7 minutos

Por Bnext
2 Comentarios
Índice

En nuestro anterior post te comentamos que para invertir en Bolsa necesitas una cuenta de valores, pero, ¿qué (demonios) es una cuenta de valores? 

Como te lo explicamos por encima y de manera muy breve, somos conscientes de que puedes tener muchas dudas rondándote la cabeza. Por ello ahora te vamos a contar todo lo que necesitas saber sobre las cuentas de valores: ¿qué son, cómo funcionan y por qué te interesan? 

De modo que, si estás pensando en invertir para aumentar la rentabilidad de tu dinero, presta atención y toma nota porque lo que te vamos a contar te interesa, y mucho.

 

¿Qué es una cuenta de valores?

Una cuenta o cartera de valores es el instrumento financiero indispensable para operar en bolsa y, aunque tiene similitudes, es muy diferente a las cuentas corrientes tradicionales. 

Una cuenta corriente es aquella en la que depositas tu dinero, que queda custodiado en un banco, y con la que puedes operar para utilizar tus ahorros. 

Una cuenta de valores es algo muy similar, pero en lugar de con dinero, se opera con activos financieros. Estos toman la forma de acciones, bonos, fondos de inversión, depósitos, etc., que corresponden al capital de una empresa, o la deuda de las administraciones públicas, empresas o instituciones financieras, etc. 

ahorros e inversión

Esta cuenta de valores es el instrumento básico para la gestión, la compra y la venta de de estos valores. Al abrirla, se establece un acuerdo entre el titular y un intermediario financiero o agente de bolsa, que queda autorizado (en función de lo que se establezca en el contrato) para custodiar y administrar los valores o activos financieros del cliente, que se depositarán en esta cuenta de valores. 

La cuenta de valores deberá estar asociada a una cuenta corriente , que contenga el dinero necesario para la compra de títulos y para el ingreso de posibles ventas o el cobro de dividendos. 

 

¿Cómo y dónde abrir una cuenta de valores?

Beneficio-por-acción

Para abrir una cuenta o cartera de valores básicamente tienes dos opciones: los bancos tradicionales o las agencias de valores, más conocidas como brókeres. Un bróker es un agente de bolsa que actúa por cuenta ajena como intermediario entre compradores y vendedores, cobrando una comisión por sus servicios. Además, será el encargado de abrir tu cartera de valores. 

La opción más habitual para abrir una cuenta de valores hoy en día son los brókeres online, ya que el proceso de apertura es más sencillo y rápido, ventaja a la que hay que añadir comisiones más bajas que los agentes de toda la vida, gracias al ahorro de costes como el mantenimiento de oficinas. 

En cualquier caso, antes de realizar tu elección es importante que revises las condiciones y comisiones de cada uno. 

Ampliacion-capital

Independientemente de que escojas un bróker, un banco tradicional o un agente bursátil, para abrir la cuenta de valores necesitarás rellenar un formulario de registro, enviar la documentación correspondiente y realizar un depósito inicial

Hecho todo esto, quedará abierta tu cartera de valores y tendrás acceso a tu área de cliente, lo que te permitirá comenzar a operar en el mercado de valores.

¿Es posible ganar dinero con una cuenta remunerada? Te explicamos cómo

Las cuentas remuneradas se han situado como uno de los productos de ahorro más rentables de la actualidad y una mayor seguridad. ¡Te lo explicamos!

Gastos y comisiones de las cuentas de valores

Al abrir una cuenta de valores para invertir en bolsa deberás asumir una serie de gastos y comisiones, derivados por un lado de los propios gastos del mercado bursátil, y por otro de las comisiones aplicadas por el bróker o entidad intermediaria. 

Estas son las principales comisiones de una cuenta de valores:

  • Comisión de custodia y administración: esta es la comisión aplicada por el bróker o entidad intermediaria por el mantenimiento de los activos. Equivalen a las comisiones que cobran los bancos tradicionales por el mantenimiento de una cuenta corriente.
  • Comisión de compra-venta de valores: esta comisión está asociada a los costes relacionados con la recepción y la ejecución de una orden en el mercado de valores, es decir, con un proceso de compra o venta de activos.
  • Canon de Bolsa: se trata de una comisión por acceder al mercado de valores, que variará en función de la cantidad de una operación.
  • Canon de Iberclear: es la comisión por la compensación y liquidación de valores.
Una cuenta con muchos beneficios
Si tienes dinero en una cuenta "de toda la vida" y no te da intereses, prueba nuestra cuenta remunerada.

En cuanto a las comisiones asociadas a los brókeres, cada bróker puede fijar sus comisiones con total libertad, ya sea mediante una tarifa fija o porcentual, aunque lo más normal es que las comisiones se calculen aplicando un tanto por ciento al importe de la operación o sobre el valor de los activos. 

Por ello, antes de abrir la cartera de valores es importante revisar las condiciones de cada bróker o entidad intermediaria, ya que los gastos pueden variar enormemente entre uno y otro. 

Todos los agentes de bolsa acreditados están obligados a remitir un folleto con las tarifas máximas aplicables a sus servicios al Banco de España si se trata de entidades de crédito, o a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) si se trata de un bróker o una entidad que actúe como mediador, a dichas empresas se les conoce como Empresa de Servicios de Inversión (ESI). 

 

Tipos de cuentas de valores 

ejemplo de poder adquisitivo

Aunque en función de cada bróker y de los términos que utilicen podremos encontrar diferentes tipos, la realidad es que únicamente existen dos tipos de cuentas de valores

  • Cuentas individuales: se trata de una cuenta asociada a una sola persona física y jurídica, cuya gestión de las operaciones está a su cargo. 
  • Cuentas ómnibus: este tipo de cuentas permiten operar hasta un máximo de 15 personas, lo que supone un importante ahorro de costes. Están destinadas a grupos de empresas, familiares y/o amigos.

 

Factores a tener en cuenta al abrir una cuenta de valores

CTA-bchallenge

Cuando vayas a abrir una cuenta de valores, deberás prestar atención a una serie de factores para escoger la que te ofrezca mejor relación calidad-precio y fijarte en las comisiones, que resultan clave a la hora de elegir entre las opciones disponibles. 

Principalmente, diferenciaremos entre

  • Cuenta de valores a corto plazo

Si quieres hacer inversiones a corto plazo y realizar múltiples operaciones, necesitarás una cuenta cuyos gastos de compra-venta no sean demasiado elevados, ya que de lo contrario se reducirá la rentabilidad de cada operación.

  • Cuenta de valores a largo plazo:

Si por el contrario tu idea es mantener las acciones en la cuenta a largo plazo, con el objetivo de cobrar los dividendos o esperar a la revalorización de una empresa, y no piensas realizar un gran número de operaciones, lo más recomendable será una optar por una cuenta con unos gastos de custodia y de administración bajos y, a poder ser, sin comisiones por el cobro de dividendos, mientras que no importa que los gastos por operación de compra-venta sean más elevados. 

Con esta guía sobre las cuentas de valores esperamos haber solucionado todas tus dudas, y que tengas claro qué es, para qué sirve y por qué necesitas una cartera de valores, el instrumento básico para invertir en Bolsa.

Artículos Relacionados

2 Comentarios

Death Cause 03/09/2020 - 00:46

Hi friends, fastidious paragraph and nice urging commented here,
I am genuinely enjoying by these.

Respuesta
Obituary 03/09/2020 - 01:56

What’s up, always i used to check website posts here in the early hours in the dawn, because i love to
gain knowledge of more and more.

Respuesta

Deja un comentario