Descubre el manual Bnext para invertir en fondos indexadosTiempo de lectura 12 minutos

Por Marta Moreno
0 Comentario
Índice

¿Te van las emociones fuertes? Has probado todo tipo de deportes de aventura y aún quieres más? ¿Sabes mantener la sangre fría y los nervios en momentos impredecibles?

Si has contestado que sí a las preguntas anteriores, puede que tengas un perfil inversor y aún no lo sepas…sí sí, tú, que estás ahí, al otro lado de la pantalla, leyendo esto. Más preguntas para ver si estamos en lo cierto con nuestras sospechas…

Siempre te ha parecido que encajabas perfectamente con la imagen de broker en Nueva York y has soñado secretamente con decir eso de ¡compra! ¡vende! Gritar por teléfono, llevar traje, vivir al límite…en realidad ese perfil es más de peli americana de brokers, de esas forjadas en los 80 pero, oye, también puedes tener algo que aprender por ahí.

Si de momento lo único que sabes sobre inversión es lo que has visto en el cine, desde luego tienes horas de material súper entretenido e interesante para empaparte del tema. Pero si esto de invertir te está picando el gusanillo nosotros no vamos a dejar tu educación financiera a merced del cine.

Acomódate en el sofá, con tus palomitas de microondas preferidas y cualquier otra munición que necesites, mando, manta (¿dónde se ha visto una maratón de cine sin manta? Tú déjala cerca por si acaso, que empieza a refrescar…), tu chándal de ver pelis, móvil en silencio y…¡a pegarse el atracón! Apúntatelo todo, lo bueno y lo malo, los do’s and don’ts, la ética y la subida de ceja del auténtico bróker, no te dejes nada sobre actitud, amistades y poses de ego subido y exceso de confianza, imprescindibles en Wall Street. Y, cuando acabes con todo eso, recupera este post porque aquí es donde te vamos a contar lo que sí o sí te hace falta saber para empezar a invertir fácil, claro, en pijama si quieres, y sin tener que salir huyendo a las Islas Fiyi si todo sale mal. 

Te contamos los secretos para que introducirte en el mundo de la inversión sea lo más fácil que hayas hecho este 2020 y tu objetivo de ahorro a partir de ya mismo. Unos cuantos clics, unos cuantos pasos, información sencilla y directa y mucho menos riesgo del que te imaginabas así que, si eres ultraintrépido, ¡probablemente esto no sea para ti!

 

Manual Bnext de iniciación a la inversión

indice de precios al consumo (IPC)

Herramientas

  • Pijama
  • Sofá
  • Tu móvil con tu app de Bnext

Actitud:

  • Confianza plena en los expertos en gestión de fondos de inversión
  • Paciencia y capacidad de disfrute mientras riegas y ves crecer tus inversiones día a día
  • Interés por ir aprendiendo cómo hacer crecer tu dinero a largo plazo

Advertencia:

  • No apto para impacientes crónicos ni cardiopatías diagnosticadas.

¿Lo tienes? ¡Pues vamos a tope!

 

¡Nos vamos de inversión!

 En Bnext tenemos el partner perfecto a quien confiarle tu iniciación al mundo de la inversión pero, como siempre, uno de los más top y mejor valorados y posicionados en España. No lo decimos nosotros, ¿eh? Lo dicen sus miles de usuarios, y lo atestiguan sus cientos de millones gestionados o asesorados, ¡los de Indexa Capital!

Indexa es tu nuevo roboadvisor por excelencia, para encargarse de la gestión pasiva de tus fondos indexados, con carteras diversificadas, y en los bancos custodios más fiables…¿vamos muy rápido? Tranqui, volvemos a empezar, esta vez definiendo algunos conceptos básicos:

Índices bursátiles: son los indicadores que nos informan de la variación del precio de las acciones de las compañías que cotizan en bolsa. Estas acciones o activos se agrupan en diferentes tipologías (según su procedencia geográfica, el tipo de empresas o el tipo de activos que los componen) y por tanto existen muchísimos índices diferentes, pero seguro que te suenan el Dow Jones, el Nasdaq 100 o el Ibex 35, marca de la casa, ¿verdad? Pues estos son algunos de los principales, y se utilizan como referencia (o benchmark, ya que te inicias en este mundo) para calcular, por comparación, la rentabilidad de las inversiones que hacen particulares y empresas en la bolsa (tú, muy pronto) frente a la que consiguen estos índices. Son la referencia para la gestión pasiva.

Gestión pasiva: como inversor, puedes hacer una gestión activa de tu dinero invertido, contratando a un gestor que mueva tu dinero y lo invierta comprando y vendiendo acciones para superar la rentabilidad de un índice bursátil. De este modo, se plantea la inversión en base a una opinión o información sobre la que el gestor del fondo toma las decisiones. Otra posibilidad es optar por una gestión pasiva, que no busca superar la rentabilidad de un índice, solo igualarla, al replicar las inversiones en bolsa que lleva a cabo dicho índice. Es decir, en una gestión pasiva se compran acciones de todas las empresas que componen ese índice, en el porcentaje que este determine. En este caso, la estrategia no se basa en una opinión o información que maneja tu gestor, sino que este se limita a imitar el comportamiento de ese índice. 

Fondos de inversión: son instituciones de inversión que agrupan a inversores interesados, o partícipes, en la jerga. Con las aportaciones recaudadas de estos partícipes la institución se encarga de invertir en diferentes tipos de activos y así diversificar el riesgo para obtener más rentabilidad y más posibilidades de asegurar los beneficios. Lo que viene siendo no poner todos los huevos en la misma cesta, en jerga no bursátil. Como partícipe tú pones el dinero para que el fondo lo invierta y lo gestione, y reparta entre todos los partícipes del fondo los beneficios obtenidos. Existen multitud de fondos de inversión, pero al elegir uno recuerda que ellos toman las decisiones sobre cómo invertir el dinero, no los partícipes individualmente. Por eso tienes que estar de acuerdo y confiar en su política de inversión, que traerá beneficios a largo plazo, son las reglas del juego. 

Cartera de valores: son diferentes agrupaciones de activos financieros en los que invierte un fondo. Estos activos pueden ser de renta fija, variable, derivados o un mix de todos ellos. Cuando un fondo de inversión tiene una cartera muy diversificada significa que puede invertir en muchos tipos de activos diferentes, y  con ello volvemos a lo de no poner todos los huevos en la misma cesta. La diversificación hace referencia a la diversidad de activos en los que invertir, lo que es igual a menos riesgo para ti y tus beneficios.

Fondo indexado: ya sabes lo que es un índice bursátil, un fondo de inversión y la gestión pasiva ¿verdad? Pues combínalos todos para acercarte cada vez más a tu incursión en el mundo de la bolsa: un fondo indexado es un un fondo de inversión en el que los partícipes aportan su capital para que se invierta siguiendo un índice bursátil como benchmark (you know already) para imitar sus inversiones y obtener su mismo beneficio, ¡voilà!

¿Los beneficios para el inversor? Al aunar fuerzas con otros partícipes del fondo, las ventajas son todas: 

  • estáis juntando vuestro dinero para invertir, por lo que ahorráis costes operativos
  • vuestro dinero se invierte en más tipos de activos diferentes para reducir el riesgo (diversificar), y el capital conjunto del fondo a invertir os permitirá acceder a grandes mercados que no están disponibles para el pequeño inversor individual,
  • al replicar el comportamiento de un fondo indexado, estás haciendo una apuesta más segura. Piensa que estás siguiendo el rastro que dejan los expertos en la materia, el gran riesgo ya lo asumieron ellos en su día, hoy jugamos más sobre seguro, aunque la incertidumbre siempre está ahí, para los amantes del riesgo.

Y ahora de vuelta al inicio, ¿recuerdas que te mencionamos algo sobre un robonosequé?

Ahí entra Indexa Capital en juego, el roboadvisor que se va a ocupar de todo lo explicado más arriba por ti. Te contamos cómo.

Un roboadvisor como Indexa Capital es una plataforma que invierte tu dinero de forma automatizada de acuerdo con los criterios y normas que establece su equipo de expertos inversores. Por eso multiplica todas las ventajas que mencionábamos antes: la diversificación, los bajos costes y la seguridad que ofrece invertir de acuerdo con los fondos más importantes a nivel mundial, cuya rentabilidad viene analizándose y demostrándose desde hace multitud de años. El proceso está automatizado al máximo posible para eliminar errores, reajustar tus inversiones sobre la marcha y que no tengas que asumir grandes riesgos, solo invertir tu dinero y verlo florecer año tras año.

Tu aportación deberá ser de mínimo 3.000€, lo que, junto con el capital del resto de inversores del fondo, le permite a Indexa acceder a mercados de todo el mundo que requieren la inversión inicial de grandes capitales de, por ejemplo, cinco millones de euros, para que te hagas una idea. Así es además cómo consigue reducir costes y cobrar comisiones muy bajas a los partícipes de sus fondos. 

 

¡Hey! ¿Dónde está mi dinero?

seguros-dispositivos-on-demand

Para empezar a invertir en Indexa tu capital se deposita en un banco custodio, que se encarga de moverlo en los procesos de inversión y por ello te cobrará sus comisiones directamente a ti, en la cuenta de efectivo que Indexa te abrirá en uno de los dos bancos custodios con los que opera, Inversis o Cecabank. Puede que de primeras no te suenen mucho estos bancos porque están especializados en inversión, no en usuarios del día a día, pero ambos son de los más importantes a nivel mundial y cuentan con una ratio de solvencia de las más elevadas de Europa, ¡saben lo que se hacen en la bolsa! Indexa seleccionará el que mejor se ajuste a tu perfil inversor para que todo sean beneficios.

Si en el fondo no te iba tanto la adrenalina y quieres más seguridad (¿quien no va a quererla, cuando hablamos de dinero?), te interesará saber que Indexa Capital está regulado por la CNMV y el Banco de España, y está inscrita en la Comisión Nacional de Mercado de Valores (nº 257). El objetivo de la CNMV es certificar que las empresas están capacitadas para realizar este tipo de operaciones y así protegen a los inversores de posibles fraudes.

Para mááááás seguridad (¿queda algún intrépido por ahí?), también está inscrita en el Registro Mercantil de Madrid y en el Fondo de Garantía de Inversiones (FOGAIN), que protege las cuentas de los inversores hasta los 100.000€.

¿Y si necesito o quiero disfrutar de mi dinero? Te estarás preguntando. Pues recupéralo en unos tres o cuatro días tras solicitarlo desde tu panel de control de tu cuenta en Indexa. ¡Como por arte de magia! Es el tiempo que tardan en venderse tus participaciones para que puedas recuperar todo tu capital o solo una parte, y recibirlo a salvo, de vuelta en tu cuenta bancaria. Por si fuera poco, Indexa Capital optimiza las retenciones fiscales aplicables a esta retirada para que tu beneficio sea el máximo posible.

 

Cuéntame eso de las comisiones

Cuota hipotecaria

Si lo que sabes de inversión es que lo único que es seguro es que tendrás que pagar comisiones por tus operaciones bursátiles, ya has aprendido la primera y más importante lección que todo iniciado debe tener clara. Por tanto, cuanto más bajas sean las comisiones, más rentabilidad le sacarás a tus beneficios. 

¿Quieres llevar tu iniciación a otros niveles? Indexa Capital tiene toda la información sobre comisiones en su página web, con todo lujo de detalles, para estudiantes aventajados como tú.

Además ofrecen dos modalidades de inversión para que elijas la que mejor se adapta a tus necesidades. Prepárate para convertirte en todo un experto en inversión antes de lo que imaginabas.

Puedes empezar a comprar por ahí y luego nos cuentas…no nos cabe duda de que te costará encontrar algo tan bueno.

 

Sobredosis de inversión

Periodo medio de pago a proveedores

Bueno esto es mucha información, somos conscientes, ¿recapitulamos los puntos fuertes y ventajas de lanzarte a invertir con Indexa Capital?

1. Gestión automatizada, pasiva y online, gana dinero desde la tranquilidad de tu sofá

2. Muchas carteras (¡101) para invertir: gran diversificación de la inversión igual a menos riesgo

3. Mínimos costes y comisiones, accediendo a grandes mercados

4. ¿Te lo habíamos dicho? Indexa Capital es el robo advisor que rompe moldes y récords en España, ningún otro tiene más clientes ni más capital gestionado…¡por algo será!

Querido bnexter y potencial inversor, si estabas esperando tu oportunidad para lanzarte a la bolsa sin dolor ni muchos miedos, sin romperte la cabeza estudiando cómo crear y gestionar carteras, interpretar índices, seguir bolsas, conseguir rentabilidades y esquivar riesgos: delega en los expertos e invierte ese valioso tiempo viendo esa lista de pelis de Wall Street, palomitas en mano.

Lo que tú tienes que hacer

Entra en la app de Bnext ¡ya sabes el camino! Pincha en Marketplace>Ahorro e Inversión>Inversión Indexada, ¡imposible perderse! Una vez allí, pulsa el botón “Conoce tu perfil de riesgo” para empezar tu aventura bursátil. Te guiamos:

1. Contesta a diez preguntas para conocer tu perfil de riesgo y que puedan ofrecerte el plan de inversión que más se adapta a ti. 

2. Rellena el formulario con los datos requeridos; imprime y firma el Contrato (o pide que te envíen una copia por correo postal), y un mensajero irá a recogerlo sin coste añadido donde tú indiques, si resides en España.

3. Realiza tu primera transferencia a la cuenta que te abrirán en Inversis o Cecabank.

Una vez completado este proceso podrás empezar a decir por ahí que eres inversor, de los buenos, de los que ganan y viven la vida sin preocupaciones, de los que saben exprimirle el jugo a la vida ¡y bebérselo todo!

Artículos Relacionados

Deja un comentario